felipe arratia

Wednesday, October 25, 2006

Mis Primeros Premios MTV

Ya lo escribí antes y lo repito ahora: mi relación con los Premios MTV es directamente proporcional a mi creciente e inabarcable amor por la música. Por lo mismo, cuando supe que iría a México para cubrir la quinta edición de los MTV Latinos, no pude evitar recordar muchas tardes imaginándome haciendo preguntas a los artistas en el Red Carpet como Kurt Loder o John Norris.

La cosa partió el jueves 19 de octubre a las 3 de la tarde. Después de almorzar con Gabriel Polgatti y Humberto Sichel, me vestí elegante de una y pedí el taxi. Desde el Zócalo hasta el Palacio de los Deportes habían 40 minutos de distancia pero Murphy se interpuso y me tocó un taxista de 80 años….y sordo. Si a eso le sumamos que habían mil desvíos en el caótico tráfico del DF, la cosa no pintaba bien. Y se supone que la entrega de credenciales finalizaba a las 17:30.

A las 17:15, y al borde de las lágrimas, logré bajarme del taxi, ¿y para qué? Para encontrarme con una fila de 100 periodistas esperando su credencial…..pffff…. Latinoamérica es una sola……Finalmente, recibí mi ticket para el show y mi credencial que era rosada y decía ‘SOY ARRIVALS ONLY’, dejando en claro que sólo tenía acceso al sitio de ingreso de los artistas: el Green Carpet (sí, la alfombra era verde). Dentro del hangar donde ocurriría todo, habían tres grandes secciones: a la derecha, varias mesas para los periodistas de medios escritos y sus notebooks; más allá, un mini salón para que los gráficos inmortalizaran a los winners con sus lenguas; y en la zona izquierda, el sitio estelar: la pasarela por donde vendrían los artistas.

Un coordinador iba llamando a los periodistas según el número de sección que le tocó: yo era de la Zona 5, lo cual no me sonaba muy bien. Al final, pasó lo que tenía que pasar y toda la prensa (en especial los escasos chilenos) se instaló donde quiso. Yo quedé al lado del periodista de ‘Alfombra Roja’ en un vínculo de mutua utilidad: a mí me servía quedar al lado de una TV (y si era chilena, mejor) para que me dieran más bola los artistas, y a él le servía estar a mi lado porque no sabía distinguir a Julieta Venegas de Shakira.

A las 19:30 horas yo figuraba encajonado. A mi izquierda, dos reporteros radiales de Querétaro y Toluca que me estorbaban hablando con grupos locales (es como el interés que pueda tener un mexicano por Guiso o The Ganjas; o sea, cero); a mi derecha el gigantón de ‘Alfombra Roja’, y más allá, dos cheques a fecha del canal Disney mexicano (una de ellas,un prometedor proyecto de Jessica Alba) y detrás de mí, asistente y camarógrafo del programa nacional apretándome al límite de lo íntimo. Lo que se llama ‘las condiciones ideales para que la prensa trabaje’.

Durante la primera media hora, los que llegaron eran puros ilustres desconocidos: figuras de TV locales, modelitos de turno, algún fenómeno emergente, etc. En todo caso, debo reconocer con vergüenza que dentro de ese pelotón aparecieron los Lucybell. Progresivamente, la cosa se puso buena hasta llegar a un nivel de intensidad en que no tenía necesidad de apagar la grabadora porque todo el rato aparecían artistas. La mecánica con los artistas top era la siguiente: venían con una chaperon/a de MTV y/o del sello que iba viendo a quien darle las notas, priorizando siempre a la TV. La opción ideal era ponerse de acuerdo con los medios que uno tenía alrededor y agruparse para que nos dieran una sola nota a todos. Y eso hicimos, pero aún así tener a los estelares fue imposible.

Los que logré entrevistar fueron: Kudai, Sizu Yantra (voz de Café Tacuba), Panda, Ale Sergi de Miranda!, Allison (los Tronic mexicanos), Fher de Maná, los Calle 13, John Le Compt de Evanescence, Belanova, Diego (el amigo gay de los RBD), Paco Ayala de Molotov, Belinda (mmm, de todo mi gusto), 7.63 segundos con Nelly Furtado, Babasónicos y Carolina ‘Pampita’ Ardohaín, la encarnación física de la perfección, y prueba irrefutable de que Dios existe. De hecho, mientras el reportero del lado le preguntaba por su hija, yo estaba totalmente absorto en su escote. ¿Cuántas veces se está al lado de ‘Pampita’ con un vestido así?

En cambio, las super estrellas pasaron de largo: Amy Lee de Evanescence se fue con las chicas del Canal Disney, Daddy Yankee se lateó y pasó de largo; Robbie Williams tuvo ojos sólo para Jordi Castell, y Shakira llegó al final, rodeada de gorilas y sin pescar a nadie.

A las 20:35 el trabajo en Green Carpet había terminado, y era momento de tomar posición para ver el show. Nos agarraron a todos los chilenos (incluído el ‘irreverente’ Sebastián Eyzaguirre) y nos llevaron a nuestros asientos, bastante bien ubicados por lo demás. Vi el show solo: Toti estaba con Polgatti, y Mono, con las ganadoras del concurso. Ahí me di cuenta de lo estresante e intenso que había sido todo. Decidí sacarme los zapatos, y Shakira entró al escenario. El resto, ustedes lo vieron por la tele.

2 Comments:

Blogger vale said...

hola :)
me gusto el blog, pero cambia el template, gecko and fly tiene unos re bonitos donde cuesta un poco menos leer :) cuidate y suerte en la pega
chaooo

8:56 PM  
Anonymous Majito!!! said...

jajjajajajaj
ahora..
a la conclusión que llego, es que el destino está emputecido con tu soltería...
no era que la que viera con vos la próxima entrega de premios de MTV sería tu esposa???
lo peor de todo, es que estabas con amigos, estabas con minas, pero tus amigos se fueron con las minas y vos te quedaste solo, trabajando, triste y abandonado...
jajajaja
sorry... la crueldad... es que... si somos amigos, las cosas hay que decirlas de frente!
jajajajaja
no sé... será que tu experiencia ya hace que el oficio en algún punto se vuelva potencial generador de ira, pero yo lo re disfrutaría... jajajaj
igual..
convengamos... la entrega de premios fue un tanto (bastante?) patética...
vi poco... no por que no haya querido verla, sino por que toleré poco... o será que la exquisités de mi oido ya está rozando los lñimites y me hace volverme elitista?
el otro día fui a ver balet con orquesta en vivo y lloré de la emocion...
si...
definitivamente me vuelvo exquisitamente selectiva.
Y me encanta!
jajajaja
trabaje mijito! trabaje! que siempre siempre, a paso lento pero seguro, así se construye un camino!
mil caminos!
y pobre lucybell.. que los mandaron con los casi desconocidos...
Saludos y hasta siempre... Yop!

9:02 PM  

Post a Comment

<< Home